La evolución de la vida a través del cuerpo

El artista Thom Monckton tendrá dos puestas en escena en el Museo Rufino Tamayo.

Compartir:

por Milagro Urquieta Fotos y Video: Cecilia Suárez

Solo y con una lámpara sobre el escenario que alumbra cada uno de sus movimientos es como el neozelandés Thom Monckton presenta su Unipersonal Only Bones este 18 y 19 de noviembre en el Museo Tamayo de Arte Contemporáneo. El montaje mostrará a los asistentes la historia de la evolución de la vida contada a través de su propio cuerpo.

“Es pura comedia física y minimalista”, nos dice Thom sobre el espectáculo. “No tiene texto ni una historia definida. La narrativa es un juego, lo voy creando con movimientos que realizo de pies a cabeza”. El artista creó el concepto de “Only Bones” mientras iba de gira en el bus, y el dominio de su cuerpo lo ha ido perfeccionando con el paso del tiempo.

“Cuando era muy joven hacía competencias con mis amigos para ver quién podía retorcer la cara o el vientre mejor. Cosas que hacen los amigos en días normales”, nos cuenta Thom. En “Only Bones”, el artista coordina cada centímetro de su cuerpo y logra ritmos distintos según la música puesta por un DJ, durante 45 minutos.

Según nos cuenta, “quería expresar lo que era para él la vida: cuán sensible, frustrante, violenta y fría es. Todos los sentimientos que pasan en un mismo cuerpo”. Gracias al buen trabajo y manipulación de su cuerpo el ritmo logra risa en los asistentes sin necesidad de haber una historia fija sobre el escenario.

Su show en México DF es producido por Gabriela Muñoz, mejor conocida como Chula The Clown, quien conoció a Thom Monckton en la famosa escuela de teatro Jacques Lecoq de París. Thom estudió en la escuela Circo Arts en Nueva Zelanda y en los 12 años dedicado al clown adquirió una particular filosofía de vida.

“Ya no pretendo estar en otro lado que no sea en el presente. Ahora pertenezco a él y no lo bloqueo. Es mi estado natural”, asegura. Por eso, “Only Bones” es un espectáculo dramático, simple y ecléctico, que nos hace pensar en la humanidad cargada de mucha adrenalina.

20161108-img_0286